Federica Quijano brindó una entrevista al programa ‘El minuto que cambió mi destino’ de Gustavo Adolfo Infante y sorprendió al revelar cómo fue el proceso de convertirse en madre de María y Sebastián.



La cantante relató que ella prestaba sus servicios a un albergue, ahí tomó la decisión de adoptar a su hija María y dos años después conoció la historia de Sebastián, quien sufre de autismo.

Quijano mencionó que Sebastián estuvo en una difícil situación al nacer, pues fue abandonado en un basurero y luchó por su vida en un hospital durante varias semanas.

A Sebastián lo tiraron en la basura, y estuvo dos, tres días en la basura, lo encontraron con neumonía, rinitis, descalcificado, mordido por animales… estuvo 20 días en el hospital luchando por su vida, llegó después al albergue”, contó.

A pesar de que ya tenía un antecedente de adopción con el albergue, aseguró que tuvo que pasar por un nuevo proceso para adoptar a Sebastián.



Confesó que en los primeros años su hijo “era un niño completamente funcional”, pero que poco a poco comenzó a tener actitudes que no sabía qué las detonaban.

De repente empieza a tener esta falta de enfocarte, de verte a los ojos, aletea, se reía y de repente gritaba como loco, se tiraba, entonces fue de ‘algo le está pasando a mi hijo’ y empezó un viacrucis, lo más terrible que le puede pasar a un papá a una mamá”, dijo.

Entre lágrimas, la recién nombrada diputada subrayó que fue un proceso largo de aceptación, ya que su hijo no tuvo un diagnóstico certero pese a que acudió con varios médicos e incluso lo internó en un hospital psiquiátrico.

Ha sido y siempre será evidentemente el dolor más grande que puedes tener como mamá, complicado”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *